7 ago. 2013

Chau ventana, hola mampara

Estas fotos son de uno de los primeros avances en la cocina: el momento en que cambiamos ventana por mampara de vidrios repartidos. La mampara la conseguimos a través de Bruno, que vende aberturas de demolición (quien quiera el contacto no tiene más que perdírnoslo, es muy recomendable). La mampara viene de la demolición de una casa que tenía varias, y tuvimos la suerte de que todas fueran de (o casi) las medidas que necesitábamos. Así que luego de averiguar, recorrer y ver miles de publicaciones de Mercado Libre, encontramos todas las que necesitamos en el mismo lugar: mucha suerte! 
Los vidrios de colores estaban en muy mal estado, la mayoría rotos, y hoy es bastante complicado conseguirlos nuevos, así que optamos por vidrios comunes. Ya escribiremos sobre cómo sacamos la masilla vieja; lijamos, reparamos y pintamos las mamparas; colocamos los vidrios nuevos e hicimos la terminación con varillas de madera (despues de tener que sacar masilla vieja llegamos a odiarla y decidimos buscar otra opción). Fue un trabajo arduo, que demandó muchos fines de semana, pero valió la pena. 
F&P

PD: La puerta de la derecha siempre estuvo ahí y ahí se quedó. Le sacamos las 500 capas de pintura y quedó más linda de lo que era.

Antes
(Foto horrible, pero no teníamos otra)
Después
(continuará...)

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...